MÁS PUERTO; MENOS COMUNIDAD: impacto de la estrategia económica de ampliación portuaria en buenaventura. Caso: barrio La Inmaculada Concepción, Comuna Número Cinco de Buenaventura.

Rocío del Pilar Segura, una valerosa mujer negra, que ha dedicado parte de su vida al trabajo comunitario. Oriunda de Tumaco, llegó a Buenaventura al cumplir diez años de edad en compañía de su madre Ana Ligia Viveros y sus tres hermanos. Llegaron en 1974, en busca de una nueva vida a Buenaventura.

Roció recuerda que al llegar a Buenaventura lo primero que su madre se propuso fue tener casa propia para vivir con sus 4 hijos. Para lograrlo, en principio doña Ana, Rocío y sus hermanos vivieron un tiempo en el barrio Palo Seco y luego en el barrio Punta del Este, siempre bajo el cobijo de paisanos y amigos que les tendieron la mano durante un tiempo. La situación se mantuvo así hasta que Doña Ana se enteró que más adelante del barrio Punta del Este, se estaba iniciando la construcción de un nuevo barrio, que luego se fundó con el nombre de La Inmaculada Concepción, o más conocido como La Inmaculada.

Después de todo esto fueron a inspeccionar el nuevo barrio y encontraron que ya 25 familias habían empezado a edificar sus casas. Viviendas que estaban ubicadas en la entrada actual del barrio, muy cerca de lo que actualmente ese conoce como la autopista Simón Bolívar.

Síguenos y dale estoy de acuerdo:
error

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.